NYTTA Deportes BARCELONA Barcelona

LYDIA DELGADO
LICENCIADA CAFE
lydia@nytta.es


Desde muy pequeña, y gracias a mi madre, he sido deportista. He practicado todo tipo de deportes (Natación, Baloncesto, Rugby…) y me recuerdo bailando desde siempre; cuando acabé el colegio, ya tenía claro que quería dedicarme al ámbito deportivo y cursar Inef. Sin embargo, la vida se complicada a veces extraordinariamente y no salen las cosas como planeas de manera que tuve que empezar con Magisterio y estudiar como nunca para poder entrar en Inef.

He trabajado en diversos gimnasios impartiendo clases dirigidas. En estos años al compaginar carrera y trabajo podía poner práctica muchas de las cosas que aprendía en diferentes formaciones (Circuit training, halterofilia, actividad física en patologías, entrenamiento funcional, Zumba®Fitness, Entrenamiento de alta intensidad). En las dirigidas, cada vez intentaba individualizar más porque veía que las necesidades eran bastantes diferentes. A partir de aquí decidí especializarme y cursar el Máster de entrenamiento personal.

Desde mi llegada a Barcelona he aprendido bastante, trabajar con muchas personas me ha aportado mucha experiencia como entrenadora. Aquí he tenido la oportunidad de formarme en Barefoot (entrenamiento descalzo), Electroestimulación global y Anatomia funcional. Decidí apostar por Nytta ya que la idea de trabajar con fisios y osteopatas me entusiasmaba mucho. Creo y confío en las capacidades de un equipo multidisciplinar donde cada uno puede aportar su granito de arena para mejorar salud, rendimiento y estética.

Como podéis leer soy muy inquieta, curiosa y trabajadora. No me cabe duda que la vida me ha enseñado a ser fuerte y luchar por lo que creo. Me encanta el hecho de saber que puedo ayudar a las personas con mi profesión. Mi pasión entre otras es la danza y con ello el beneficio que aporta al movimiento y la expresión. Por eso en mi tiempo libre recibo clases y salgo a bailar en lugares de música latina.

Creo que nada es imposible si trabajas y eres constante. Eso si, sin olvidarte de vivir porque en esta vida estamos de paso.